Análisis del Asus MX32VQ: Monitor QHD Premium para el hogar y la oficina

Asus MX32VQACTUALIZADO: El Asus MX32VQ es un atrevido monitor de 32 pulgadas de la línea Designo concebido para ejecutivos empresariales que cuenta con una excelente estética y calidad de imagen. Este producto se centra en ser una pantalla todoterreno para la mayoría de los usuarios, sea para hacer números o para disfrutar de una sesión de juego tras el trabajo. El Asus MX32VQ no cuenta con el Cargador Inalámbrico Qi de su hermano mayor, por lo que merece la pena ver qué puede ofrecer a los usuarios en su lugar.

Asus MX32VQ

Asus MX32VQ

Diseño y funcionalidades

El Asus MX32VQ usa una combinación de color plata y negro mate para dar a este modelo su apariencia lujosa. La parte frontal cuenta con una apariencia de tres lados sin bisel, que consiste en un diseño de doble nivel compuesto por una fina capa exterior y un borde de panel casi invisible. La curva es más pronunciada en monitores de este tamaño, amplificando posiblemente el intencionado efecto para algunos usuarios.

Uno de los extras más notables del Asus MX32VQ es la base circular, similar a la del MX34VQ,aunque en este caso no hay cargador inalámbrico Qi. En su lugar, el disco metálico de la parte inferior actúa como control de volumen táctil para los altavoces Harman Kardon de 8 vatios. También hay una funcionalidad de iluminación con un brillo azul que puede adoptar el efecto de pulso, respiración o estado estático.

La calidad de audio del Asus MX32VQ es más que decente debido a su afinación posventa. También es notablemente más potente que la mayoría de los altavoces incorporados, por lo que es una opción viable para ver vídeos o incluso jugar de forma casual. No esperes bajos atronadores de ellos, pero la posibilidad de ajustar los niveles de volumen debería maquillar un poco las carencias.

El OSD del Asus MX32VQ es accesible a través de un grupo de botones con un joystick en el centro de la parte inferior del lado de abajo. Como siempre, este diseño es el preferido por la mayoría gracias a la comodidad que proporciona en las veces que tienes que navegar entre los submenús.

Una desventaja de este modelo es su limitada ergonomía, que solo permite inclinarlo. La mayor parte del tiempo no se necesitan hacer ajustes de altura en un monitor de este tamaño, y además, al ser un modelo curvo, tampoco tienes que hacerlo pivotar o girarlo. El mecanismo tampoco es extraíble, probablemente debido al control de volumen incorporado, por lo que tienes unas opciones de posición limitadas.

El panel I/O se oculta bajo una tapa de plástico extraíble e incluye un DisplayPort 1.2a y dos puertos HDMI con soporte para sincronización adaptativa, por lo que el FreeSync se activará en cualquiera de los tres puertos. No cuenta con ranuras USB, aunque sí con conector de entrada para audio de 3,5 mm y conector para auriculares para tus necesidades de sonido.

En general, la calidad de construcción del Asus MX32VQ parece sólida y refinada, como es de esperar en un monitor premium. Los materiales no dan la sensación de ser baratos, y el conjunto tiene un peso agradable, lo que se traduce en robustez y estabilidad. La estética premium y la calidad de la línea Designo son importantes, pero ¿está la calidad de imagen del monitor a la altura?

Pantalla y rendimiento

El Asus MX32VQ incluye un panel VA de 32 pulgadas con resolución de 2560 x 1440, tasa de refresco de 75 Hz y tiempo de respuesta de 4 ms. El contraste máximo especificado es de 3.000:1, mientras que la retroiluminación WLED tiene un límite de 300cd/m2. Estos números no son impresionantes para un gaming competitivo, pero son muy buenos para un uso diario o mixto.

Pero el Asus MX32VQ no tiene el 125% de cobertura sRGB que se afirma, ya que solo produce el 100%, lo que sigue estando bien para la mayoría de los usuarios. El problema son las imprecisiones fruto de un DeltaE de 3,2 de media, lo que supone una diferencia notable. El monitor parece saturar demasiado algunos colores, por lo que es necesario calibrarlo con un colorímetro.

Puedes llevar la precisión del Asus MX32VQ hasta un DeltaE del 2,3 con el uso de un dispositivo como el DataColor Spyder Elite. Realizar este proceso técnico mejora drásticamente el balance de color de la pantalla, aunque no extiende nada la gama. Una cobertura del 100% sigue siendo razonable, pero hay monitores VA que son más capaces.

La tasa de contraste de la pantalla del Asus MX32VQ alcanza un increíble 2.800:1 dependiendo de tus ajustes de brillo. Los negros son satisfactoriamente profundos y entintados, pero su rendimiento en la escala de grises sufre de algunos errores. Los tonos grisáceos parecen más oscuros de lo que deberían ser, pero al menos no hay problemas de banding.

La uniformidad del panel de este Asus MX32VQ es excelente, sin desviaciones que excedan los límites recomendables. Cada cuadrante está dentro del rango 2-5cd/m2, por lo que toda la pantalla parece iluminada por igual durante su uso. La uniformidad de color sigue el estándar D65 de cerca, aunque la pantalla se vuelve algo más cálida en los cuadrantes superiores.

Hasta ahora, la mayoría de las limitaciones del Asus MX32VQ son perdonables para la mayoría de los usuarios, ya que produce una imagen de aspecto natural. Pero el mayor problema del producto es su alto tiempo de respuesta de píxel, lo que produce ghosting y artefactos en los movimientos rápidos en pantalla. Juegos vibrantes y de ritmo rápido como el Overwatch no son los ideales debido a los efectos de borrosidad y de retención de imagen.

La tasa de refresco de 75 Hz añade cierto nivel de suavidad a la pantalla, pero poco puede hacer para reducir la borrosidad. Si el Asus MX32VQ tuviera la misma tasa de refresco que su hermano mayor, este sería un problema menor para los jugadores.

El alto ratio de contraste debería haber sido excelente para muchos juegos, al destacar los objetos en zonas oscuras o incrementar la visibilidad general. Sin embargo, debido a los errores en la escala de grises, algunas escenas no parecen lo suficientemente iluminadas, dificultando que los jugadores localicen a sus enemigos o ciertos objetos. Para las películas este no es un gran problema, pero los gamers tienen opciones mejores.

El Asus MX32VQ, aun así, tiene cierto valor para el gaming, gracias a algunas de sus funcionalidades. El monitor está protegido por FreeSync entre los 48 Hz y los 74 Hz si usas una tarjeta gráfica AMD, por lo que los juegos gráficamente intensivos como The Witcher 3 se verán increíbles en este monitor. También es un factor muy importante que el retardo de entrada solo sea de 10 ms, por lo que no hay retrasos o momentos de “desincronización” durante su uso.

Conclusiones sobre el Asus MX32VQ

El Asus MX32VQ, aunque cuenta con un diseño muy bonito, arroja resultados decepcionantes en cuanto a calidad de imagen. La pantalla se beneficiaría de una mayor puesta a punto de fábrica, al menos de una mayor precisión de color. La tasa de refresco de 75 Hz no ayuda contra la borrosidad, y los problemas de ghosting de la pantalla VA, por lo que los jugadores competitivos deberían buscar otra opción.

El diseño del monitor es atractivo debido a la sensación premium que emite, pero no entendemos por qué Asus no ha incluido la funcionalidad de cargador Qi Wireless en este modelo. Estas limitaciones son perdonables en otros casos, pero son un factor decisivo para un monitor tan caro como el Asus MX32VQ. Hay modelos mejores y más capaces en el mercado para el precio que tiene este monitor.

Al igual que el artículo? ¡Compártelo!
0

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *